La Junta Sanitaria se reunió y analizó la segunda ola de COVID

Los aumentos de casos en la región y desde algunos días en la ciudad, preocupan y ocupan a las autoridades políticas y sanitarias.

Ya es una certeza la llegada de la segunda ola de COVID y por ende, los cuidados deben ajustarse más que nunca y los protocolos tienen que cumplirse al pie de la letra.

En este marco, y concordando con el inicio del mes, se realizó una nueva reunión de la Junta Sanitaria, en donde se abordaron todas estas cuestiones, y apuntó a concientizar a la población, que por la baja de contagios, relajó el cumplimiento de las medidas establecidas.

El intendente Fernando Almada condujo el encuentro que se dio de manera virtual, y luego dio lugar la participación del director del SAMCo Doc. Roberto Milo, quien habló de la situación sanitaria particular de la ciudad.

Almada

“Establecimos un pantallazo de la situación; veníamos de varios meses de una baja sostenida en cantidad de caso. El verano implicó un cese en la cantidad de casos de COVID. En el mes de marzo tuvimos 30 casos pero la cifra se acumuló en los últimos días del mes. Es decir, que desde la última semana de marzo hasta ahora se empezó a dar la multiplicación de los casos. En el mes de abril ya llevamos 27 casos, estamos casi igualando el mes pasado en apenas seis días”, explicó el Intendente.

La máxima autoridad de El Trébol apuntó: “Analizamos los parámetros y las variables que se consideran para establecer la situación epidemiológica, que son la razón y la indecencia, parámetros que permiten establecer como es la situación”.

Medidas a seguir

“Hasta el próximo 9 de abril se mantiene el distanciamiento social, preventivo y obligatorio, tanto en la provincia como en la nación, seguramente después, habrá algunas novedades y medias que se puedan tomar. Lo que nosotros vamos a seguir haciendo es profundizar las medidas preventivas y de control”, adelantó Fernando Almada.

Hay dos cuestiones importante a tener en cuenta, según especificó el representante del Ejecutivo, una desde el punto de vista individual, con la aplicación de las medidas preventivas que son conocidas por todos; y la otra, tienen que ver aquellas actividades permitidas, como las comerciales, industriales, recreativas o de servicios, con el cumplimiento efectivo de los protocolos.

“La realidad es que vamos a entrar en la etapa de mayores fríos y baja de temperatura y esto harpa que los casos estén aumentado. Nuestra idea es seguir manteniendo todo el nivel de actividades que se están realizando a la fecha; habrá restricciones que puedan llegar del gobierno provincial y nacional que eventualmente que tendremos que cumplimentar, pero desde nuestra óptica pretendemos ajustar las medidas preventivas para no tener que avanzar sobre nuevas restricciones”, concluyó.

Comentarios

comentarios